Twitter Feed

«EL PRIMER DERBY LEONÉS»

EL PRIMER DERBI LEONÉS: SAN SEBASTIÁN VS LEÓN

Por: Arturo Guerra (@GuerraMu)

Foto: C d B


Tres décadas antes de que surgiera el clásico León – Curtidores, la ciudad de León ya había contado con 2 equipos al mismo tiempo en la máxima categoría del futbol mexicano, originándose una rivalidad protagonizada por los Panzas Verdes del León y los Santos del San Sebastián.


Debido a una expansión en la Liga Mayor de cara a la temporada 45-46, el San Sebastián, nombrado así por el santo patrono de la ciudad leonesa, fue promovido (junto con el Monterrey y Tampico) participando durante 6 temporadas en el máximo circuito hasta su descenso en la campaña 50-51.

San Sebatián: Francisco “Tico” Rivas, Alfonso Montemayor, Evelio Montiel, Carlos Cuéllar, José Sakoda y Miguel “Maca” Rocha. Abajo, Luis López, Marco Aurelio, Pascual “Pato” Miranda, Mario Rey y el”29” Acosta. Todos con excepción de Montiel fueron jugadores de León.

El equipo jugaba con una playera adornada con franjas verticales en verde y blanco así como pantaloncillos y calcetas en blanco. Cabe señalar que este uniforme lo retomaría el equipo del León a finales de la década de los 50´s así como también en años más recientes después de su 2do regreso a Primera División.

Club León con uniforme a rayas verticales.│ Foto: Correo


Fueron 15 duelos entre los equipos del San Sebastián y León (12 de Liga y 3 Copa) en los que éste último se vio ampliamente favorecido con 11 victorias y 4 empates.

TODOS los resultados entre León y San Sebastián│Recopilación: Arturo Guerra
El arquero de San Sebastián Raúl Córdoba era magnífico no jugó con León y fue transferido al Atlas, le llamaban el inglés. Abajo con boina Pirracas Castellanos.


Sin embargo, a pesar de la disparidad en los números y de que el cuadro santo era el elenco menor de la ciudad tanto en calidad de plantel como en número de aficionados, se trató de rudos enfrentamientos tanto en la cancha como en la tribuna.


Lo anterior, debido a que los también conocidos como “Mártires” fueron nutriéndose poco a poco con ex jugadores de los Esmeraldas lo que provocaba que dichos futbolistas quisieran demostrar sus habilidades y se crecieran ante sus anteriores compañeros de equipo. Así mismo, los Santos tuvieron un fuerte soporte popular que, si bien no se equiparaba al de sus vecinos, era un apoyo incondicional y fiel.

Estadio Fernández Martínez│Foto: https://leonmiorgullo.com/entry/la-promesa-de-fernandez-martinez


El León solía jugar en la cancha del estadio Enrique Fernández Martínez mientras que San Sebastián lo hacía en el estadio de La Martinica (conocida en aquel entonces como Parque San Sebastián) y que años después serviría de hogar para el propio cuadro verde esmeralda y, posteriormente, para el Unión de Curtidores.

Édgar Murillo, en el Parque San Sebastián.  
La Martinica │Foto: Estadios de México


El pronto descenso del club San Sebastián (fue el primer descendido de la historia) así como no haber podido regresar a Primera División y su posterior desaparición en 1959, ocasionó que la rivalidad entre estos cuadros no creciera al nivel de un clásico.


Aun así queda en los anales de la historia el recuerdo de estos partidos en los que 2 equipos leoneses, además de un triunfo, ponían en juego el orgullo por ser el mejor equipo de la ciudad.

Agradezco profundamente a Ricardo Jasso Vivero por el aporte fotográfico e histórico a la realización de esta investigación.